Archive for febrero, 2010

Hoy por la mañana he ido a mi chalé… por allí en verano tengo costumbre de hacer una pequeña ruta de 5 o 6 km un par de veces por semana… hoy he decidido hacer esa misma ruta, pero en sentido ‘antihorario’… vamos, al revés de como la hago habitualmente…

Sin apenas pertrecho, con unas deportivas viejas, y sin ropa especialmente apta para la actividad, me he lanzado al camino… tenía unas cosas que hacer en el chalé, pero como he acabado pronto  y la ruta se puede hacer en menos de una hora… no me he podido aguantar… al final han sido 5’6km y 50 minutos… nada mal.

Ha sido un agradable paseo por el campo… al final se ha levantado mucho viento, y muy frio… pero bueno, nada fuera de lo previsible… apenas me he cansado… y he tenido tiempo de pensar en mis pertrechos del camino… lo que me falta todavía… no tengo ni saco de dormir, ni esterilla, ni bordones, el ‘set’ de aseo no lo he puesto aún en la mochila, y quiero quitarle peso sacando el ‘gel+champú’ de 200ml que hay, y poniendo sobres de estos que ponen en los hoteles con champú y gel… si son 15 dias pues poniendo 16-17 sobres de cada debería bastar… creo que habrá una diferencia de peso importante…

También tengo que comprarme ‘la capa’ o ‘el poncho’ o similar, y un cubremochilas quizás… y tengo que pensar como ‘atar’ el saco de dormir y la esterilla a la mochila, pues esta solo lleva un ‘pulpo’ elastico arriba… supongo que me compraré un saco de estos ‘tecnicos’ que ocupan poco y pesan menos… ya veremos…

Otro tema que me preocupa es la organización de todo lo que llevo en la mochila… espacio hay (son 60 litros de mochila), pero soy un tio grande y si meto absolutamente toda la ropa (incluida la que se supone que llevaré puesta) ya no queda sitio para nada… la ropa es:

- 3 camisas de algodón

- 1 camisa termica

- 2 pantalones vaqueros

- 2 sudaderas

- 1 forro polar que a su vez hace de cortavientos

- 1 pijama (pantalón + camisa de algodón)

Si quito un vaquero, una camisa de algodón, una sudadera, y el forro polar, … que realmente es lo que llevaré puesto encima prácticamente todo el tiempo… la mochila ya está a mitad de carga… con lo que meter el neceser, la camara, las pilas, el movil y cosas de ese estilo no supone mucho problema… quedando espacio en caso necesario para un ‘saco tecnico’… y la esterilla… por fuera.

No se… creo que tengo que reflexionar más sobre eso… la climatología en abril posiblemente me impida lavar las sudaderas (ya que como son muy gruesas tardarían dias en secarse)… quizás si hay algún albergue con secadora…

Tampoco he pensado como lavar las camisas, obviamente no se van a ‘ensuciar’ de barro… pero el ‘olor a tigre’ si que quiero quitarselo cada dia… ¿tendré que llevar cordino para tender?… ya llevo imperdibles… Supongo que son las dudas tipicas cuando ya falta tan poco… menos de un mes.

Ayer dia 20 de febrero fué un dia muy duro… me levanté no muy tarde (sobre las 8 y media, creo recordar) porque tenía que hacer unos recados que acabé a las 15, comí, y tal cual acabé de comer me puse el chandal decidido a hacer por lo menos 15 o 20 km… Además, decidí intentar un circuito no circular (me podían venir a buscar), ya que de esta forma me podía alejar un poco más de la costa y meterme por caminos más ‘de campo’ con sus cuestecicas, piedras, gravilla, hierbajos, y demás.

Por otra parte y teniendo en cuenta que no era un circuito llano, no quise ‘abusar’ y calculé que me costaría 4 o 5 horas hacerlo,  y por tanto llegaría bien caida la noche a mi destino, con esto, decidí poner de nuevo en la mochila, además de agua y mi tipico bocadillo, una linterna llavero (tamaño, forma y peso como una moneda de 20 centimos) colgada de la cremallera, y una linterna un poco más grande para llevarla en la mano.

Los primeros 4 o 5 km fueron muy tranquilos, por terreno llano y asfaltado en su totalidad…, por supuesto no era un paseo, ya que iba todo lo que podía para intentar ganar tiempo para la zona más dificil. Una vez había salido de la población los siguientes 6 o 7 km se hicieron largos… siempre el mismo paisaje, y seguia prácticamente llano, con alguna cuestecita de 200-300m de largo para salvar desniveles de 10-15 metros como mucho… aqui fue cuando decidí recortar el tiempo de llegada al máximo, y me hice un par de kms corriendo (obviamente sin sprintar, solo ‘haciendo footing). Hasta aqui ya llevaba 12km, prácticamente en llano, y me había costado poco mas de 1 hora y media… a este ritmo en una hora podría estar en mi destino… quizás por los desniveles otra hora y media.

Tras cruzar la carretera que une las dos partes del recorrido, me encontré con un bonito perro de ‘po lo meno’ 50 kg y cuyo tamaño daba un miedo ‘de cagassse’… al final tras seguirme a 2-3 metros de distancia durante 1km aproximadamente se dió la vuelta y se largó… ¡lo peor había pasado, pensé!… seguí andando, esta vez teniendo que cruzar barrancos y por caminos con grandes desniveles, según el móvil la media ya estaba empezando a bajar, y aun quedaba trozo… menos mal que dos o tres km más adelante había un merendero… el lugar ideal para parar 10 minutos y comerme el bocadillo.

Tras esto, retomé la marcha con cierta ‘alegria’, pensando que en 4 o 5 km habría llegado… aunque la alegría me duró poco, dos grandes canes que estaban andando por dentro de una parcela saltaron la valla (de más de 2m) y me dispararon el nivel de adrenalina hasta un punto que desconocía que se podía llegar… pensé, aunque solo fuera un perro, correr carece de sentido, ya que sin duda correrá más que yo… simplemente me puse al lado contrario del camino (iba andando por el lado de la valla de la parcela),  y seguí andando tratando de mantener la calma… estos no se cansaban como el anterior, y llegado un punto encontré una varilla de aluminio de 1 metro en un lado del camino ¡bendito aluminio! … pegué 4 golpes con ella en una piedra grande que había a un lado del camino y los canes dejaron de ladrar, y se volvieron hacia atrás… como no podia ser de otra forma, el aluminio a la mochila, ja ja ja… es una experiencia que no aconsejo a nadie! que horror!… bueno, solo faltaban 2km para llegar donde tenía previsto, y llevaba poco más de 2h y media… decidí ponerme a correr de nuevo… apenas faltaban 2 o 3 cuestas bastante ‘light’ hasta llegar…

Por fin llegué, ahi estaban mi padre y mi madre con el coche esperandome… me dijeron que pensaban que me costaría más… al final el recorrido duró 3h y 10 minutos, y fueron 21’5 km, según el móvil… ¡bendito aparato! Por otra parte apenas bajó el nivel de batería, por tanto si duró 3h aquel dia… tal vez podría durar 6 o 7 horas durante el camino, y podría utilizarlo para hacer mis propios ‘tracks’ …

Realmente el recorrido fue ‘bonito’, pero con demasiado perro… no creo que vuelva a hacerlo al menos hasta tener el bordón (o los bordones si al final voy con dos)… quizá así vaya con más seguridad.

Las linternas no me hicieron falta, pues ‘apreté’ bastante… ¡que incomodo es correr con esas malditas botas! jajajajaja… pero bueno… lo había hecho, más de 20km sin despeinarme… el problema ya solo podrá ser el hecho de que el camino no son 20km un sabado… sino 20km ayer, 20 hoy, 20 mañana, 20 pasado… ¿quien dijo 20? según la moral que lleven mis compañeros pueden ser 25, o 30, o … ¡más me vale no pensar en eso ahora!

Al final no lo he pude evitar, y ayer mismo me lanzé a la carretera sin pensar que no disponia de mucho tiempo… a las 6 de la tarde exactamente estaba en Catarroja con mi bici, y con la rueda trasera pinchada (pinché de casa a Catarroja). Por suerte debia ser un pinchazo pequeño y podia hinchar y hacer 6-7 km de tirón, así que hasta llegar a casa solo tuve que parar 5 veces para re-hinchar la rueda.

Siguiendo la flecha pasé al otro lado de la estación por un paso subterraneo peatonal… estaba en un poligono y no veia flechas, pero mi instinto me guió hacia la derecha, paralelo a la via del tren, hasta que, por fin, vi la primera flecha amarilla en una farola…

Tras esta vinieron más; Más separadas de lo que esperaba, en algun momento dudé que dirección tomar, pero más pronto aparecia la duda, a los 200m o así, habia otra flecha ¡enhorabuena a la Asociación de Amigos del Camino de Vantiago de Valencia! La verdad es que no esperaba ver el Camino de Levante tan bien señalizado ¡que gozada!

A la entrada de Silla vi otra señal inesperada… señalización vertical para el Camino de Levante, con marcas GR incluidas! Otro punto para el Ayuntamiento de Silla! Ojala en todos los sitios se tomaran el Camino tan en serio…

Señal Camino Levante Vertical en Silla

Tras tener alguna pequeña dificultad para seguir el camino por dentro del pueblo (están levantando varias de las calles por las que pasa el Camino, mal año han elegido… Xacobeo, y en plena crisis!) y a la salida (también el ultimo tramo, en la carretera del puerto de Silla, está en obras) tal y como se puede ver en la siguiente fotos.

Entrada de Silla:

Entrada Silla

La acera está más o menos transitable, al menos a pie. Con la bici me tocó dar un rodeo de un par de manzanas, nada complicado.

Salida de Silla:

Salida Silla

Teniendo, aqui si, que dar un pequeño rodeo NO SEÑALIZADO. Creo que en el Ayuntamiento se tendrían que haber tomado esa pequeña molestia, o al menos avisar a la asociación correspondiente (ignoro si lo habrán hecho). De todas formas, como es una zona que más o menos conozco, pondré un esbozo del rodeo que yo di para llegar a la siguiente señal. (Botón derecho de raton sobre la imagen y clic izquierdo en ‘Ver imagen’ del menu contextual para ver la imágen a tamaño completo)

Rodeo

Llegado a este punto, decido volver a casa ya que se está haciendo de noche y todavía me quedan al menos 8km para volver…

Cuando llego a casa me doy cuenta de que ‘con la tontería’ desde que salí de casa a las 17.30, se han hecho las 19.30 casi… y he hecho solamente 20km, la mitad de ellos por el propio Camino de Santiago.

Sin duda ha sido una experiencia emocionante, ir buscando las flechas sin saber a donde te conducirán… al menos ‘a corto plazo’, o sabiendolo. Algún dia estaría bien hacer el Camino de Levante, eso si, seguro que son más de 1000km, y no sería a pie, sino en bici… en fin… algún dia…

Hoy he cogido el tren en la estación de Catarroja… y me he dado cuenta, de que el Camino está más cerca de lo que pensaba… obviamente no el Camino Francés, que es el que pretendo hacer (al menos sus etapas finales), pero si el Camino de Levante…

Camino-Levante

Nada más ver la flecha he decidido que esa misma tarde o a lo sumo al dia siguiente la seguiría con mi bici durante al menos un par de kms… al fin y al cabo hace dias que no entreno, y ya van dos o tres dias que no hace mal tiempo del todo…

A decir verdad cuando he visto la flecha se me ha revuelto todo… era como… como si ya estuviera en camino. Cada dia tengo más ganas… ojala pueda venir esta misma tarde… ojala el tiempo me acompañe…

Ya tengo mochila!

Aunque no estoy saliendo mucho a entrenar (mal vamos), cada dos o tres dias me paso por algun Decathlon, ya que estamos a principio de temporada y hay cosas de la temporada anterior que las van rebajando de precio hasta quedarse sin stock.

Aunque no lo comenté, las botas me costaron 85 euros, siendo su precio la temporada anterior (sin rebaja) de 150 euros. Es por esto que me parece que hice una buena compra… casi a mitad de precio, y con unas Turtles (valoradas en 20 o 25 euros) incluidas…

Total, que en una de estas visitas a Decathlon, encontré una mochila de Trekking para ‘Autonomia completa’ por 50 euros, cuando su precio en origen era 120 o 130 euros… El problema es que resulta un poco pesada para el Camino de Santiago (2’7 kg en vacio, frente a los 1’5kg de las que se recomiendan en la mayoría de webs sobre el Camino de Santiago), por otra parte, en las web se recomiendan mochilas de 40 litros y 1’5kg para hacer el Camino en verano, pero yo lo voy a hacer ¡en abril! (y ya se sabe, en abril aguas mil). Por tanto la mochila, con 65 litros de capacidad y 2’7 kilos de peso me parece la ideal para estas fechas.

Tiene 3 bolsillos exteriores para rapido acceso, 1 bolsillo interior para camelback (aunque yo seguramente lo usaré para otra cosa, y el agua irá en una botella), y acceso al espacio principal desde arriba, desde el centro, y desde abajo ¡una virguería!

Por otra parte dispone de un sistema de ajuste que permite situar los tirantes de la mochila en diferente posición, según sea la altura del caminante, y unas barras de aluminio que mantienen la carga en una posición más o menos fija, de forma que no golpee ningún saliente con la espalda.

Si puedo ya pondré una foto en los próximos dias…

PD: Lo prometido:

Mochila

Llueve, llueve, y vuelve a llover.

Que tiempo por Dios! Casi ha pasado 1 semana desde mi ultimo paseo y apenas he salido de casa… una semana entera sin moverme! … A poco que pasa el tiempo, me doy cuenta de lo sedentaria que ha sido mi vida los ultimos años… ahora me pasan los dias sin hacer apenas deporte y ¡ni me entero!… Recuerdo cuando, con 16 años, salía prácticamente todos los dias con la bici, haciendo 7 u 8 km por los alrededores de mi pueblo, y en verano como el tiempo acompañaba, hacia escapadas dia si dia no de 20 o 25km… ahora cuando salgo, y ando, hecho de menos aquello… la bici me ha acompañado desde muy joven, y ahora que estoy volviendo a hacer deporte, la hecho de menos… ojala algún dia haga buen tiempo y pueda salir a dar una vuelta…

Y no para de llover… y yo sin chubasquero / poncho ni cubremochilas… o espabilo, o mal…

Hace mucho que no me pongo el pulsometro… no presto atención al corazón, eso que de pequeño tenía un soplo cardíaco, y es algo que si no vigilo me puede dar problemas… Es por esto que hoy he decidido realizar un entrenamiento corto pero muy intenso cardiovascularmente hablando, como he hecho notar en temas anteriores, no soy ningun experto, pero procuro conocer mis limites para no sobrepasarlos accidentalmente llegado un momento critico.

El entrenamiento ha consistido en subir y bajar una escalera de 20 escalones 10 veces tan rápido como me fuera posible, medir las pulsaciones al final del ciclo, esperar 2 minutos, y repetir. Así 10 veces. Esto es, subir 2000 escalones y bajarlos, a la máxima velocidad posible, parando cada 400 escalones (200 de subida y 200 de bajada) durante 2 minutos.

Ciclo Pul. Final Puls. Tras descanso
1 168 98
2 174 102
3 180 110
4 182 114
5 182 118
6 185 122
7 187 126
8 190 140
9 192 147
10 194 160

Al final del ejercicio, que ha durado poco más de una hora estaba extenuado, me dolian todos los musculos de las piernas, y durante las dos ultimas series he tenido que bajar el ritmo porque ‘ya no podia más’ … por lo visto me siento comodo por debajo de 180 pulsaciones, y sufro a partir de esa cifra…  esto es importante porque al camino de Santiago no llevaré pulsometro, así que debería basarme en ‘mis sensaciones’… y espero no tener que llegar ‘al limite’… aunque O’Cebreiro y el alto de La cruz de hierro tiene fama de ser extemadamente duros… menos mal que solo hay que subirlos una vez :)

Me lo tomé en serio… los rumores podrían ser ciertos…

Recordé una ruta que hacía con 14 años con la bici, es perfectamente ciclable así que hacerla andando no debería ser mayor problema… salvo por la distancia… si la hago completa son 20km de ida y 20 de vuelta… decido empezar con solamente la primera mitad de la ruta… es la mitad fácil, con poca pendiente, asfaltada en su mayoría (salvo 500 metros), y más corta que la otra mitad (aproximadamente 7-8 km calculaba…)

Recordemos, es 5 de febrero, las 14 de mediodia, acabo de comerme un hermoso plato de arroz al horno y me dispongo a salir… hace un frio horrible, y un horrible nubarrón amenaza con descargar de un momento a otro… me lo pienso… y decido dejar de pensarlo…

Me visto, y pongo en una mochila un pequeño bocadillo de chorizo, 1’5 litros de agua, unos croisants rellenos de chocolate, un chubasquero plegado, un paraguas, una linterna pequeña como un llavero, un chaleco reflectante (por si se me viene la noche encima) y me lanzo a mi particular aventura… al final con unas cosas y otras he salido a las 15.30, y llegada la mitad del recorrido solo son las 17… llevo andados 9,5 km y decido parar a comer algo… adios a los croisants, me despisto y comiendo y bebiendo se hacen las 17.45… tardisimo, empezará a oscurecer en un cuarto de hora… a lo sumo, media hora.

Emprendo el recorrido de vuelta corriendo, y con la mochila a la espalda… se hacen las 18.30 y aun estoy a 3 km de casa, pero por suerte ya estoy dentro de la población vecina… solo me queda cruzarla… cruzar la carretera por un paso subterraneo, y estaré en casa… empieza a chispear… ¡a Dios gracias por coger el paraguas!… Llego a casa a las 19.20 aproximadamente, exhausto, pero contento, en cuanto me saco las botas observo que los pies están blancos, y muy humedos… tal vez las botas no son lo transpirables que debieran, solo he hecho 19 km…

Al menos me queda el consuelo de que si pillo algo de nieve durante el Camino de Santiago (cosa muy probable dadas las ultimas precipitaciones en la zona) no se calarán los pies… Bueno, al final han sido 18,99 km según el movil, en 3h y 20 minutos andando… el tiempo parado no lo cuenta, se ve que tiene ‘auto pausa’… lo miraré. Han sido 21.000 pasos durisimos, pero ya estoy un poco más cerca de la meta que tengo, que es aguantar 25km ‘de tirón’ en menos de 5 horas…

Cuando me meto en la ducha me doy cuenta de que no funciona el agua caliente… y el calentador está encendido… ¡por Dios como duele! … bueno, esto también es Camino.

Me han llegado rumores de que a mis compañeros ‘les ha dado por el montañismo y el senderismo’, y parece que están saliendo a diario a entrenar con sus botas, y una mochila con algo de agua (peso al fin y al cabo)… si son ciertos llegarán mucho más entrenados que yo… debo apresurarme… lastima que hoy tampoco pueda salir…

Ayer (31-01-2010) hice mi ultima salida de enero para entrenarme un poco para el camino, la verdad, ha sido un mal mes, pensaba que podría entrenar más, pero desde mi primera salida para entrenar hasta esta solo he salido 6 veces… mal asunto.

Visto esto, ayer decidí ‘apretar’ un poco más, y estirar mi ruta unos pocos km más… llegando a los 12,5 km. Como en las ultimas salidas, estoy andando con las botas duras, para acostumbrarme a ellas, ya que se recomienda no ir al Camino de Santiago con unas botas nuevas. La ruta me costó solamente 2 horas, así que el ritmo fue alto, llegando a andar más de 13.000 pasos ¡cada vez estoy más contento con mi movil! … os lo prometo… teneis que probarlo!

Llegué a casa rebentado, me costó subir los 20 escalones de 20 centimetros que llevan al piso superior… y se me venía el tiempo encima, ya que mis compañeros de aventura decian que una buena fecha sería la segunda mitad de Febrero, pues ya habrían acabado los examenes en la universidad…

Pueden estar quedandome unos 45 dias y estoy re-flojo!… decido esforzarme más en las sucesivas salidas… aunque podría ser ya un poco tarde.