Me lo tomé en serio… los rumores podrían ser ciertos…

Recordé una ruta que hacía con 14 años con la bici, es perfectamente ciclable así que hacerla andando no debería ser mayor problema… salvo por la distancia… si la hago completa son 20km de ida y 20 de vuelta… decido empezar con solamente la primera mitad de la ruta… es la mitad fácil, con poca pendiente, asfaltada en su mayoría (salvo 500 metros), y más corta que la otra mitad (aproximadamente 7-8 km calculaba…)

Recordemos, es 5 de febrero, las 14 de mediodia, acabo de comerme un hermoso plato de arroz al horno y me dispongo a salir… hace un frio horrible, y un horrible nubarrón amenaza con descargar de un momento a otro… me lo pienso… y decido dejar de pensarlo…

Me visto, y pongo en una mochila un pequeño bocadillo de chorizo, 1’5 litros de agua, unos croisants rellenos de chocolate, un chubasquero plegado, un paraguas, una linterna pequeña como un llavero, un chaleco reflectante (por si se me viene la noche encima) y me lanzo a mi particular aventura… al final con unas cosas y otras he salido a las 15.30, y llegada la mitad del recorrido solo son las 17… llevo andados 9,5 km y decido parar a comer algo… adios a los croisants, me despisto y comiendo y bebiendo se hacen las 17.45… tardisimo, empezará a oscurecer en un cuarto de hora… a lo sumo, media hora.

Emprendo el recorrido de vuelta corriendo, y con la mochila a la espalda… se hacen las 18.30 y aun estoy a 3 km de casa, pero por suerte ya estoy dentro de la población vecina… solo me queda cruzarla… cruzar la carretera por un paso subterraneo, y estaré en casa… empieza a chispear… ¡a Dios gracias por coger el paraguas!… Llego a casa a las 19.20 aproximadamente, exhausto, pero contento, en cuanto me saco las botas observo que los pies están blancos, y muy humedos… tal vez las botas no son lo transpirables que debieran, solo he hecho 19 km…

Al menos me queda el consuelo de que si pillo algo de nieve durante el Camino de Santiago (cosa muy probable dadas las ultimas precipitaciones en la zona) no se calarán los pies… Bueno, al final han sido 18,99 km según el movil, en 3h y 20 minutos andando… el tiempo parado no lo cuenta, se ve que tiene ‘auto pausa’… lo miraré. Han sido 21.000 pasos durisimos, pero ya estoy un poco más cerca de la meta que tengo, que es aguantar 25km ‘de tirón’ en menos de 5 horas…

Cuando me meto en la ducha me doy cuenta de que no funciona el agua caliente… y el calentador está encendido… ¡por Dios como duele! … bueno, esto también es Camino.